Durazno

Valora este artículo
(3 votos)

El durazno es un árbol muy particular: prefiere los veranos muy calurosos y los inviernos fríos, aunque sin caer en exageraciones.

 

Sus necesidades de frío fluctúan entre las 700 y las 900 horas bajo los 7 grados; y es una necesidad vital, pues cuando no consigue tales condiciones se produce cierta caída de yemas, la brotación se hace desuniforme y la época de floración se extiende demasiado. Los duraznos deben ubicarse en lugares soleados y donde no se formen bolsas de aire helado. Con respecto al suelo, no son muy exigentes, siempre y cuando contenga bastante humus.

Se plantan a comienzos de la primavera, salvo en climas muy suaves, debido a que el tiempo frío los perjudica en su primer año. Es importante elegir la variedad adecuada, tanto en lo que respecta a sus preferencias como a la adaptación de la especie al clima específico donde está situada su parcela. Para ello pida asesoría en el vivero de su localidad.

Por lo general, la distancia de plantación en huertos de gran producción es de seis metros, pero en el huerto de la parcela pueden ubicarse hasta a cuatro metros.

Artículos relacionados (por etiqueta)

Más en esta categoría: « Damasco Granada »

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el Código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.

Comentarios

Sobre Viveros Guardia

de Familia Guardia

Sebastian Guardia

Sebastian Guardia

CEO Viveros Guardia

San Pedro

Buenos Aires

Copyright 2011/2015 by VissionFlash - Todos los derechos reservados por Viveros guardia
de Sebastian Guardia

Visitanos!